Gran Vía – Madrid | 2015

acuarela

Cinco meses fue lo que duró el proyecto de la Gran Vía. Cinco meses en los que la paciencia y el pulso fueron claves para acabar.

Primero se dibujaron las formas básicas, se pasó al detalle y por último, la acuarela. La dificultad del dibujo residió en el tamaño

y la cantidad de detalles. El resultado fue más que aceptable. Aquí puedes ver el Making Off.